Cómo tratar a un jefe DIFÍCIL

cvbx

 

Cómo tratar a un jefe DIFÍCIL

 

Si eres de los que han trabajado desde siempre, seguramente te has tropezado con un jefe difícil de manejar. En más de una ocasión habrás lidiado con un jefe que parece dinamita por estallar en cualquier momento. El único que saldrá perjudicado si la explosión se propaga, eres tú.

 

En caso de que te haya tocado un jefe difícil, de pocos amigos, siempre hay una forma inteligente de abordarlo sin perder el respeto. En varios de los casos no porque se lo merezca, sino porque es de sobrevivencia y, además, caer en amargura nunca es algo bueno.

 

Cómo tratar a un jefe difícil

 

Lo primero será reconocer si tu jefe es malhumorado por naturaleza o si está atravesando un mal momento en su vida privada. De antemano, juzgarlo no será la solución.

 

Habrá que saber todo aquello que consiga motivar a tu jefe. O sea, comprender qué razones reales son las que preocupan a tu jefe y hacen que se comporte mal. Por ejemplo, tal vez no es por tu tardanza al comer lo que le inquieta, sino, lo que piensen los otros empleados de él si tú te tardas en hacerlo.

 

Por eso, es significativo saber qué conducta posee tu jefe o el supervisor. No hay que darle el permiso y que todo eso te termine afectando en tu rendimiento. Si piensas que adoptar una actitud tan rebelde como al de tu jefe, estás en malos pasos. Hacer esto, únicamente le dará más motivos de tratarte mal o, inclusive, despedirte.

 

Claro que ser astuto nunca está de más. Es decir, mantente anticipado a cualquier exigencia que sea relacionado a tu trabajo. De esa forma, no le darás la oportunidad a un jefe difícil el atacarte.

 

Para terminar, la mejor forma de impedir este tipo de tratos con un jefe difícil es evitar todos los problemas posibles. Cuando eres entrevistado intenta ser más perceptivo. En caso de que sepas de algún colega que trabaje en la empresa, siempre pregunta el trato que tienen los jefes con los demás.

Acciones Que Hace Un Buen LÍDER

zxx

Acciones Que Hace Un Buen LÍDER

  1. Tienen visión y trabajan para alcanzarla

El 80% de los más adinerados se enfocan en alcanzar alguna meta.

Tener sueños es fantástico, pero no establecer una visión clara limita hacer tu sueño realidad. Un buen líder tiene claro el camino hacia dónde se dirige, establece objetivos con fechas claras y sobretodo planea la manera de alcanzarlos, eso significa trabajar con visión.

En la siguiente imagen te menciono las características y preguntas que debes realizarte para establecer una misión clara y realista.

Visión

  1. Alimentan su conocimiento constantemente

El 86% de los lideres exitosos creen en la educación continua y la autosuperación.

Una notable característica de todo buen líder y emprendedor exitoso es el hábito del aprendizaje.

Aunque en ocasiones las actividades diarias absorben nuestro tiempo, debemos establecer prioridades.

Busca invertir en ti, hacerlo podría ser una de las mejores inversiones a futuro que hagas. Administra tu tiempo adecuadamente para aprender algo nuevo, puede ser relacionado a tu trabajo o alguna otra actividad que te permita despejar tu mente y reducir el estrés

  1. Atesoran su tiempo y el de los demás

81% de los ricos acostumbran usar una lista de cosas por hacer (to-do list)

El tiempo es un recurso no renovable, por eso la famosa frase de “No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy”. Todas las personas tienen diversas actividades, pero las que triunfan son aquellas que saben administrar su tiempo para ser más eficientes y productivas.

Valorar tu tiempo y el de los demás es otra acción que hay que considerar a la hora de preguntarnos ¿Cómo ser un buen líder?

  1. Establece prioridades

Ser un buen líder significa cumplir con “fechas imposibles” y entregar resultados inimaginables.

Ser exitoso significa estar por encima del promedio, entregar resultados distintos y ser mejor que los demás.

Ser un buen líder va acompañado de entregar resultados cuando tienes la opción de excusarse o posponer

  1. Comparten información

Cuando hablo de “información” me refiero a todo tipo, desde aquella que sea de la empresa hasta la que puede beneficiar al equipo de trabajo.

Existen muchos beneficios para dar la oportunidad de compartir información, y hacer partícipe al equipo en la resolución de problemas y apoyo en la toma de decisiones.

Genera mayor sentido de pertenencia

Aumenta la responsabilidad

Motiva de manera personal y grupal

  1. Toman decisiones oportunas

Cuando tomes una decisión diferente a la de los demás espera resultados distintos

Los retos y problemas que se presentan tanto en nuestra vida laboral, como personal, se atacan con “decisiones”.

Los errores y los fracasos te forman en la escuela de la vida y equivocarse es parte del proceso.

  1. Brindan elogió a sus colaboradores

Todos los empleados incluso los que tienen un rendimiento relativamente bajo hacen algo bien.

Un buen líder reconoce y valora a cada uno de tus colaboradores. En muchas ocasiones se puede centrar en elogiar a los mejores empleados porque casi siempre están haciendo cosas impresionantes. Pero ¿tal vez los elogios son una razón por la que son mejores empleados?

Unas cuantas palabras de reconocimiento especialmente en público pueden ser el mejor empujón que un empleado promedio necesita para empezar a convertirse en un gran colaborador.

  1. Demuestran Empatía

“Trata a los demás como te gustaría que te trataran a ti”

¡Error! ¿Acaso a ti te gusta lo mismo que al resto de gente?

La clave de la empatía es tratar a los demás como les gustaría que les trataran a ellos, no a ti. De lo contrario quizás les sigas tratando como no les gusta

Empatizar con alguien es simplemente lograr que esa persona se sienta comprendida. Si lo consigues, serás capaz de cambiar el rumbo de una relación en un instante.

Un buen líder es capaz de ver con los ojos de sus empleados.

Ser empático tiene los siguientes beneficios:

Caerás mejor a la gente.

Serás mucho más persuasivo.

Te convertirás en el centro de atención y te harás escuchar.

Mejorarás tu capacidad de liderazgo y motivación.

Comprenderás rápidamente qué les pasa a los demás.

  1. Da especial valor a la gratitud

La construcción de una cultura de reconocimiento se inicia en la parte superior.

A todos nos gusta, en mayor o menor medida, ayudar a alguien, eso sí, esperamos un agradecimiento por ello. Si tu como líder no te tomas el tiempo para dar gracias a aquellos a tu alrededor, estarás rompiendo una base importante del respeto y convivencia.

10.  Refuerzan el trabajo en equipo

La frase “Gung Ho” se deriva de un dicho de la Segunda Guerra Mundial, que combinan dos palabras en chino que significan: “trabajo” y “juntos”.

Un gran dirigente reconoce el talento de los miembros de su equipo, y se esfuerza por conducir de una manera que permita a todos a maximizar su eficacia.

11.  Se hacen preguntas inteligentes

¿Por qué?, ¿Cómo? y ¿Qué?

Con el tiempo perdemos esta cualidad que de niños abundaba en nosotros. Hacerse preguntas de lo que pasa alrededor es una forma muy eficaz de aprender.

Cuestionarse constantemente hace que las mentes creativas y visionarias, busquen alternativas, cambien paradigmas, encuentren oportunidades e innoven constantemente.

12.  Tienen respeto a la vida personal de sus colaboradores

El 50% de las personas que deciden cambiar voluntariamente de trabajo lo hacen por disgustos con sus superiores.

Un buen líder tiene presente que el trabajo tiene que ser una prioridad, pero eso no quiere decir que sea la única en su vida.

Reconocen que sus empleados tienen padres, cónyuges, hijos y amigos que necesitan cuidar, además sabe que como persona tienen sus propios intereses externos y ambiciones.

  1. Contratan cuidadosamente

Va muy ligado con el punto sobre “trabajo en equipo” porque en definitiva uno de los papeles más importantes de un líder es elegir un adecuado equipo de trabajo.

Algunos tips para conseguir un buen equipo de trabajo:

En la variedad está el éxito. Intenta armar equipos de trabajo que sean interdisciplinarios

El talento es lo más importante. Todos tenemos talentos para diferentes actividades.

Confianza y lealtad. Como en todas las relaciones, la lealtad es algo indispensable.

Roles bien definidos. Es muy importante que definas los roles que asumirá cada miembro.

  1. Aceptan la culpa

Las personas con ética aceptan las consecuencias de sus errores. ¿Qué mejor para un subordinado que ver que el jefe también puede cometer errores? Pero sobre todo reconocerlo.

No se trata de un juego de perfección y poder como muchos jefes creen, es lo contrario. Los grandes jefes además de aceptar sus errores personales, también aceptan la culpa colectiva cuando el equipo se queda corto, pero aún más importante, evalúa, corrige y retoma en camino hacia el éxito.

  1. Tienen sentido del humor

No significa que sean los payasos del equipo, pero si tener un buen sentido del humor, ante las situaciones de desastre.

Un buen líder elige ver lo bueno. Para él, los problemas son sólo oportunidades esperando ser descubiertas. Todos los días la gente es bombardeada con malos actos, pero los exitosos minimizan esto y optan por llenar su mente de ideas positivas.

La gente exitosa piensa cosas positivas porque quieren seguir mejorando, no se dan tiempo para tener emociones negativas.

  1. liderCrea más líderes

El 44% de los ricos enseñan hábitos de éxito a sus hijos diariamente

Al comienzo del articulo te comenté que en mi carrera tuve un jefe que consideraba un auténtico líder, pues bien, entre sus principales características está el hecho de que me inspiro para crecer profesionalmente y convertirme en un líder.

Los hombres más exitosos y con liderazgos tienen una cualidad que no muchos entienden, y es la de forjar más líderes.

Las mentes más brillantes se rodean de personas talentosas, por ello crear lideres es importante para ellos, ya que fortalecen su personalidad y a la empresa.

¿Te gustaría capacitarte para ser un mejor líder? nosotros somos un centro de capacitación para emprendedores y empresarios, te invitamos a conocer nuestras actividades, clic aquí…

 

Los 7 Libros Para Empresarios Más Vendidos En AMAZON

kkk

 

Los 7 Libros Para Empresarios Más Vendidos En AMAZON

Para ser un empresario exitoso hay que capacitarse constantemente, pero la pregunta es ¿Cómo saber que leer? Una forma muy sencilla es guiarse por el “Top” de los libros más vendidos, por ello hice una investigación en Amazon y este es el resultado.

Esta es la lista de los libros para empresarios más vendidos en Amazon.

1.- Pequeño cerdo capitalista: Inversiones para hippies, yuppies y bohemios

Podría decir que este libro es la continuación de Pequeño Cerdo Capitalista, pero en esta ocasión Sofía Macías nos transporta al siguiente nivel y nos enseña a ver el dinero desde otra perspectiva.

En su primer libro la autora nos da consejos para mejorar nuestras blog Pequeño Cerdo Capitalista, pero ¿Cuál es el siguiente paso? La repuesta a esa pregunta está en este libro.

Con el mismo sentido del humor, Sofía acaba con mucho de los tabúes sobre la inversión de capital, y lo mejor, es que te dice; qué, dónde y cómo puedes aumentar tu riqueza.

2.- Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva

Este libro cambiará la forma en que ves el mundo.

El libro se centra en 7 buenos hábitos que son fundamentales para volverse una persona exitosa. Con un lenguaje sencillo y ejemplos claros te explica como adquirir estos 7 hábitos.

El hábito de la proactividad

Comenzar con un fin en mente

Poner primero lo primero

Pensar en Ganar-Ganar

Buscar entender primero y ser entendido después,

Sinergizar

Afilar la sierra

3.- El hombre más rico de Babilonia

Sin importar tu profesión o en qué momento de tu vida te encuentres, este libro es de lectura obligatoria.

Es un libro de educación financiera, pero la no la aborda de manera directa, sino a través de una fábula que se sitúa en Babilonia.

La historia por momentos puede parecer infantil, pero es muy entretenida y te deja lecciones que te hacen reflexionar.

4.- Agenda Pequeño Cerdo Capitalista

No es de extrañar que esta agenda este entre los libros más vendidos de Amazon.

Si bien no es un libro, si es una estupenda herramienta para organizarte y poner en práctica los consejos que Sofia Macías da en sus libros de Pequeño Cerdo Capitalista.

5.- Vayamos adelante

El libro es imperdible para las mujeres emprendedoras o empresarias, pero cualquier hombre también debe leerlo, porque deja grandes enseñanzas para convertirse en líderes más eficientes.

Una de las grandes virtudes de este libro es que la lectura es muy personal. Su autora Sheryl Sandberg platica muchas de sus anécdotas, pero también brinda información y estadísticas que son muy útiles para cualquier empresario.

6.- Pensar rápido, pensar despacio

Cuando empecé a leer el libro me di cuenta que era diferente y muy interesantes.

Este es un libro que te hará pensar.

Pensar rápido, pensar despacio es de los 7 libros para empresarios más vendidos en Amazon y la razón es muy simple, ofrece una innovadora perspectiva de la forma en que funciona el cerebro y como pensamos.

7.- El líder que no tenía cargo

Es de los libros que más me gusto de esta selección.

A diferencia de otros libros sobre liderazgo, en El líder que no tenía cargo, el autor Robin Sharma nos brinda sus consejos a través de una novela muy entretenida y con personajes entrañables.

La historia se centra en un militar que se encuentra en una situación laboral que no le agrada y donde no es feliz, pero lo importante es lo que ocurre cuando encuentra con diversos mentores que le enseñan premio nobel de economía

¿Te interesan los temas de emprendimiento y negocios? Nosotros somos un centro de capacitación para emprendedores y empresarios que buscan educarse financieramente, te invitamos a un entrenamiento presencial gratuito para que nos conozcas, da clic aquí….

Cómo ser un Buen Líder:

xsqaf

Cómo ser un Buen Líder:

  1. Motiva a tu Equipo de Trabajo

Desarrollar una actitud positiva en los empleados, es una tarea que conlleva un proceso gradual y claramente no es una tarea fácil, la desmotivación puede venir de manera instantánea y en sólo segundos irse abajo el trabajo de muchos meses.

Así que el líder sabe cuándo prestar atención a lo que la gente desea, aun cuando ellos mismos no lo sepan, sabe cómo identificar lo que necesitan las personas, un liderazgo efectivo jamás se conseguirá si no se logra una identificación e implicación con el equipo de trabajo.

Los integrantes del equipo, siempre buscarán sentirse realizados con el trabajo que hacen, percibir el cariño y el reconocimiento de sus compañeros y superiores; el buen líder, brinda la motivación necesaria para que su equipo de trabajo se comprometa con el proyecto, para lograr un desarrollo profesional y personal.

  1. Gestiona las Emociones de los Integrantes

El líder tiene que desarrollar un talento, o bien, un modo que facilite la integración y la colaboración en su equipo; esta cualidad tiene mucho que ver con lo que se llama actuar con “inteligencia emocional”.

Antes se llamaba “instinto”, teóricamente podríamos decir que es generar empatía; la gestión emocional prácticamente es identificar, usar, entender y manejar las emociones propias y las de los demás de una forma inteligente, procurando hacer sencillo lo complejo, procurando mantener el equilibrio y la armonía, promoviendo la generosidad y el agradecimiento.

La gestión de emociones, es sencillamente saber captar cómo se siente la gente (lo que desean o lo que necesitan) ayudar a cumplir en lo posible con sus necesidades y así hacer realidad las metas y objetivos.

  1. Guía y Enseña a sus Colaboradores

Enseñar a la gente cómo desarrollar una tarea, no siempre resulta ser tan fácil, pero la verdadera virtud es lograr desarrollar la capacidad entre las personas, para ello se tiene que tener paciencia, sensibilidad y conocimientos básicos, para indicar los procesos y técnicas.

El primer paso es bridar y facilitar las herramientas que necesiten para alcanzar el éxito y disfrutar su labor al mismo tiempo. Y a pesar de que para aprender es necesario equivocarse varias veces, se tendrá siempre el apoyo y seguimiento.

La comunicación juega un papel importante en este punto, para poder aprender a escuchar así cómo generar un espacio para expresar los miedos y las dudas; es aquí donde la empatía juega un papel fundamental para un buen líder, ya que debe de proyectar la suficiente confianza para facilitar la interacción con sus dirigidos.

  1. Cualidades de un líder, Confianza y Seguridad

Un líder siempre debe manejarse con una alta credibilidad, puesto que el personal tiene que ver en él sus valores personales cómo: honestidad, coherencia, compromiso, competencia, bondad y generosidad; el activo más grande, es que su comportamiento sea coherente con sus creencias, que sus palabras sean el reflejo de sus acciones.

El sentimiento de confianza, va unido al de seguridad en uno mismo y en los demás; un líder sabe transmitir bienestar, y en caso de contratiempos, la tranquilidad y confianza de que se encontrará una solución a cualquier conflicto.

Claramente, la confianza es la llave de toda relación; y a pesar de que vivimos en un entorno caótico y lleno de incertidumbres, precisamente es aquí donde un verdadero líder puede desarrollar su propia confianza y la de su equipo, mostrando valentía en las decisiones, propiciando la seguridad en sus seguidores y desarrollando la valentía en los demás.

  1. Visualiza el Futuro y Anticipa los Cambios

Un buen líder, tiene entre sus principales características la capacidad de visualizar el futuro y creer en dicha visión; saben adelantarse a las tendencias de las modas y anticipar los cambios; esta capacidad le da la oportunidad de tener claramente una idea de a dónde quieren llevar a su equipo u organización.

Esta cualidad va ligada a ser altamente proactivo, esto le ayuda a superar las limitaciones abriendo su mente a la creación e innovación; siempre suele apostar por el entusiasmo, por el atrevimiento sin miedo al fracaso, o al qué dirán; los buenos líderes inspiran a sus equipos con su visión de un mundo mejor, e infunden la confianza, el amor y la gratitud en sus relaciones de trabajo.

  1. Inspira a Asumir Riesgos y Superar Miedos

La soledad y el abandono, son los peores enemigos de la confianza en uno mismo y son algunas de las situaciones que pueden producir miedo a afrontar riesgos, inclusive la misma situación puede afectar de manera distinta a cada integrante; la inadecuada expectativa de las consecuencias puede conllevar al fracaso.

Lograr tener la cercanía adecuada con los colaboradores y enseñarles a afrontar sus temores por medio de reconocimiento y apoyo, o bien premios a la innovación y la valentía, generaran mejores resultados, además que el buen líder siempre comparte los éxitos y los fracasos para transformarlos en aprendizaje, experiencia y desarrollo.

  1. Pone el Ejemplo al Trabajar en Equipo

Un equipo, es un grupo de personas aliadas por un proyecto común y que comparte objetivos de desempeño comunes; habitualmente cada miembro está dotado de ciertas habilidades y conocimientos, que complementan sus trabajos juntos para alcanzar el objetivo que los une.

El líder es el primero en poner el ejemplo y debe saber trabajar en equipo, se mezcla con el grupo, interactúa e intercambia experiencias personales con ellos, fija niveles de esfuerzo, dedicación y estimula a los miembros en base a los resultados de su rendimiento.

Defiende al grupo contra los posibles ataques externos, manifiesta los intereses del grupo y actúa en nombre de éste.

Subordina el comportamiento individual al grupal, estimula una atmósfera agradable, propicia el buen humor, la creatividad y la cooperación, media en los conflictos y promueve al ajuste individual al grupo.

Suministra y obtiene información de cada uno de los miembros, muestra y facilita conocimientos de cualquier materia relacionada con el grupo; da reconocimiento y expresa aprobación o desaprobación de la conducta de los integrantes del grupo.

  1. Tiene Buen Sentido del Humor

 

El sentido del humor y la creación de un clima o ambiente agradable, deben ser una de las principales habilidades de un líder; la capacidad de reírse demuestra un elevado grado de inteligencia, conocimiento y control de uno mismo; es la manera más fácil de atraer, lograr la simpatía de otras personas y ser un buen emprendedor.

El humor es también una buena estrategia para reducir las tensiones, minimizar los problemas y aumentar la creatividad; la risa y el buen humor, contribuyen a mejorar la relación con nosotros mismos y la relación con los demás.

Por ello, el líder tiene que desarrollar un ambiente relajado que genere una atmósfera cálida y agradable; el clima laboral refleja el “tono emocional interno en las empresas” y de los empleados de la organización, con respecto a distintos factores: Cultura e integración organizacional, satisfacción laboral, motivación, nivel de productividad, etc.

Para ser un mejor líder hay que capacitarse constantemente y nunca dejar de aprender, nosotros tenemos cursos y talleres que te ayudaran en esa tarea, te invitamos a conocer nuestro calendario de actividades del mes, más info aquí…

 

¿Cómo fomentar el espíritu de EQUIPO?

xcvvgb

¿Cómo fomentar el espíritu de EQUIPO?

El espíritu de equipo es, de cierto modo, un aspecto fundamental en toda empresa y los jefes junto a los empleados, deben tenerlo presente. Un excelente ambiente laboral siempre será determinante al momento de motivar a un trabajador. Sacar lo mejor de los empleados hará que la productividad incremente en la empresa.

Si deseas llegar a este punto, hay que emplear ciertos factores que el equipo de trabajo alcanzará con el tiempo. En sí, la competitividad mejorará y creará una mejor actitud en el resto de los trabajadores. Asimismo, se creará un espacio más armónico haciendo que la estadía resulte agradable.

Tener presente la flexibilidad de horario en aquellos trabajadores que tienen bebés es algo que ellos valorarán. Asimismo, la constante formación y celebraciones para obtener una mejor integración con el trabajador creará un fuerte vínculo finalmente.

Los secretos para fomentar el espíritu de equipo

espíritu de equipo

Confianza: factor fundamental para la creación de lazos verdaderos entre los miembros del equipo. Si no existe confianza, será realmente complicado tomar algún tipo de decisión determinante o plantear alguna propuesta.

Perspectiva: tener un punto de vista es algo que no puede faltar. Hay que lograr desarrollar la capacidad de observar más allá del entorno en que estamos y hallar una respuesta. El poder estudiar todos los aspectos del problema y encontrar la solución creará un claro progreso y una competitividad más sana.

Honestidad y la humildad: dos características que hacen de una persona alguien “transparente”, ideal para toda empresa. Crear una relación con este tipo de persona traerá aspectos positivos a la compañía como una mayor productividad. Asimismo, le dará un claro beneficios a las relaciones interpersonales con los otros empleados.

Por desgracia, toda relación personal suele ser quebradiza. Además, dentro de un ambiente laboral el resultado muchas veces suele ser negativo por un choque de intereses. Por esa razón, es el líder del grupo quien debe velar por la correcta disciplina de todos. Él es quien terminará por fomentar el espíritu de equipo y hará crecer al grupo emprendedor.

¿Te interesan los temas de emprendimiento y negocios? nosotros somos un centro de capacitación para emprendedores y empresarios, te invitamos a conocer nuestro calendario de actividades del mes, clic aquí..

Las preguntas que todo líder debería HACER

art

 

Las preguntas que todo líder debería HACER

Si algo hay que destacar de los maestros, es que todos hacen preguntas interesantes. Las incógnitas que salen de la boca de todo líder tiene como fin hacer que el aprendiz rompa paradigmas y vea más allá. En definitiva, despertar la curiosidad y de allí, adquirir nuevo saberes.

Las preguntas que ejecutan suelen inspirar a todos los aprendices para que piensen más profundo. En las compañías grandes, el líder busca inspirar con la curiosidad, creatividad y sus pensamientos. Todo ello, se ve inculcado en el empleado y empiezan a realizar preguntas correctas. Pero, ¿cuáles son esas preguntas que todo líder debería hacer?

Líder:

¿Espera, qué?

Muchas veces se llega a la conclusión sin tener la información apropiada. Se escucha lo mínimo para forjar una opinión superficial. Esto nos pondría en un claro peligro al hacer juicios equívocos y suposiciones raras. Finalmente, se pierde el potencial de una buena oportunidad. Por ende, preguntar ¿espera, qué? sería la solución y como ejercicio esencial para hacer un juicio y tomar la decisión apropiada.

¿Me pregunto por qué?

El preguntar ¿me pregunto por qué? es lo primero que hay que hacer para avanzar con el desarrollo y la oportunidad de los líderes. Asimismo, los empleados se ven afectados y terminan desarrollando sus habilidades. El proceso haría un cambio y despertaría el interés junto a la curiosidad de las personas que los rodea.

¿No podríamos al menos?

Una pregunta que podría ser de auto-ayuda, además de despegar de dudas a los colegas. Se puede comenzar dando el primer paso, inclusive, si no se está totalmente seguro de cómo terminará.

¿Cómo puedo ayudar?

Cuando alguien informa directamente sobre alguna queja, en vez de brindar la solución, es mejor preguntar ¿cómo puedes ayudar? Esto, sin duda, obligará a la persona a pensar mejor sobre el contexto y como podría solventarlo.

¿Qué importa realmente?

Pregunta que si bien parece obvia, no aparece con mucha frecuencia. Es una manera de simplificar cualquier entorno complejo y ayudar a mantener a los trabajadores centrados. Aplicarlo a menudo hará que la vida laboral se vea afectada positivamente y podrás encontrar un equilibrio.

¿Qué se requiere para ser un mejor LÍDER?

formato-articulo

 

¿Qué se requiere para ser un mejor LÍDER?

Para ser un buen líder se requiere tener diversas características pero sobre todo, hacer que nuestros actos coincidan con lo que decimos. ¿Eres un buen líder?

La seguridad personal, se logra a través del autoconocimiento. El autoconocimiento es resultado de un proceso reflexivo y de auto observación. Aquí salen a flote tus luces y sombras. Cuando consigues ponerle nombre a este conjunto de elementos que te describen, lograrás sacar el máximo provecho a tus cualidades y podrás trabajar a profundidad tus debilidades.

El líder no necesita copiar a otros, busca sacar su mejor versión. Se conoce, se acepta, se admira y se pone al servicio. Sabe “presumir” sus cualidades sin caer en la soberbia o arrogancia, pues sabe que esas cualidades las tiene para lograr un bien mayor.

Cuando estás dispuesto a conocerte, trabajarte y superarte, estás listo para alcanzar grandes metas. En la medida que el líder se conoce va a ser capaz de potenciar a su gente.

8 acciones que te ayudarán a sacar el líder que llevas dentro

1.- QUERER. Lo más difícil de conocerte es vencer el miedo a “entrarle” con sinceridad a ver a plena luz tus carencias más consistentes.

2.- PREGUNTARSE. Hacerte las preguntas adecuadas para saber quién eres.

3.-ESCUCHAR. Las personas que te rodean son grandes observadores, acercarse a las personas indicadas y preguntar qué es lo que ellos ven de ti pueden darte un panorama de tu persona.

4.-DISPOSICIÓN. El cambio sólo se logra con una destreza activa de tu parte.

5.-NOMBRAR. Los fantasmas desaparecen cuando le pones nombre a aquello que te merodea. Es sacarlo del inconsciente y ponerle nombre a aquella cualidad que tienes. Es mirar de frente al enemigo.

6.- ACEPTAR. Es más fácil aceptar los defectos que tenemos, que aceptar y valorar esas luces que tenemos, acepta también en lo que eres bueno y pon tus dones al servicio de los demás.

7.- TRABAJAR. La clave para que esto tenga un resultado consistente: la repetición. Debe haber constancia en repetir una y otra vez este proceso. Es estar encima de uno mismo y no abandonar la lucha.

8.- PEDIR AYUDA. Muchas veces este proceso es difícil de vivirlo solo. El coaching puede ser una buena herramienta pues su objetivo es ayudarte a plantearte las preguntas indicadas para que cada persona vaya haciendo el cambio que ellos quieren y necesitan.

5 lecciones de Martin Luther King para ser un LÍDER

formato-articulo

5 lecciones de Martin Luther King para ser un LÍDER

Martin Luther King Jr, creador del discurso ‘Yo tengo un sueño’, era un líder que podría inspirar a través de una fuerte oratoria y su capacidad de “ensuciarse las manos”.

1) Sé un transformador, no solo un líder de tareas

Hay líderes que hacen son buenos directores de proyectos y que aman tener el control sobre sus equipos de trabajo (Autoritarios). Hay otro tipo de líderes que ven el panorama completo y que creen en el desarrollo integral del equipo y sus miembros (Evolucionarios). Un tercer grupo incluye a aquellos dirigentes que prefieren delegar todo el trabajo a su equipo y no ser responsables (Lideres de Fondo).

Martin Luther King Jr. era un líder transformacional ya que se atrevió a cuestionar el status quo y a aventurarse en terrenos desconocidos en nombre de lo que el consideraba correcto.

2) Sé un visionario que crea en su propia visión

En un momento donde Rosa Parks fue castigada por sentarse en lugares designados para blancos en un autobús, King se atrevió a soñar con un mundo diferente donde el color de la piel no fuera motivo de segregación.

Seguramente se enfrentó con un centenar de críticos que le dijeron que esta visión utópica era imposible. La habilidad del doctor King de soñar y seguir ese sueño demuestra que los mejores líderes de la historia son a su vez, los mejores visionarios.

Si King no hubiera desea igualdad de derechos civiles no existiríamos en una sociedad donde el racismo es mal visto; si Steve Jobs no se hubiera atrevido a “pensar diferente” no tendríamos aparatos revolucionarios como el iPad.

Un buen líder tiene una buena visión a futuro y si no, empuja a sus compañeros a crearla.

3) Inspírate e inspira a ir hacia nuevas direcciones

Una famosa cita de Martin Luther King reza “Si no puedes volar, entonces corre. Si no puedes correr, entonces camina. Si no puedes caminar, gatea, pero hagas lo que hagas, no te detengas”.

Para poder seguir adelante sin importar la situación es necesario tener una fuente de inspiración que te de esa fuerza extra para no detenerte y que haga que otros te sigan.

Un líder inspiracional es aquel que puede pedirle a su equipo que se vaya al infierno y de hecho, lograr que se sientan emocionados con el viaje, dice Priya Ramesh.

La inspiración es el combustible que hace que el trabajo salga día con día y que motiva y energiza los equipos de trabajo para dar lo mejor de si mismo.

4) Sé un comunicador efectivo para crear un movimiento

Hasta el día de hoy, cualquiera que escuche el discurso “I Have a Dream” de King sentirá una gran inspiración para dejar de quejarse y hacer algo para transformar al mundo. Ese es el poder de la comunicación efectiva.

Aunque no todos tenemos el genio que llevó a King a dar ese discurso frente al Monumento de Washington en 1963, podemos trabajar en los mensajes que proyectamos al resto del mundo.

Hay supervisores que tienen miles de reconocimientos académicos pero que nunca logran inspirar a su equipo para lograr mejores resultados, pero también existen aquellos que son capaces de lograr que sus colaboradores den algo extra en sus esfuerzos diarios.

Las habilidades oratorias de King son parte fundamental de lo que lo convirtió en el gran líder de la lucha por la igualdad de derechos civiles. Como profesionista, puedes aprender a ser un comunicador persuasivo que provoque emoción en los proyectos que hay en puerta para tu equipo, pese a que a primera vista se vean sombríos.

5) Ser coherente con lo que se dice y se hace

Una vez, Martin Luther King cruzó seis millones de millas para dar más de 2,500 discursos a través de la Unión Americana. Toda tu visión, inspiración y herramientas no sirven si no eres capaz de dar lo mismo que les pides a tus subalternos.

Las grandes ideas, grandes innovaciones, grandes campañas y grandes sacrificios dependen de una gran ejecución. Cuando un líder es capaz de “ensuciarse las manos” con el trabajo duro que le pide al resto de su equipo, reafirma su posición de poder y servicio. Esto es el mejor generador de respeto del mundo.